El motor mantiene la esperanza de que se renueve el Plan 2000E

El motor mantiene la esperanza de que se renueve el Plan 2000E

G. S. V. – Madrid – 29/03/2010

La industria española del motor está ante unas semanas clave que pueden suponer que 2010 cierre con estabilidad o que la segunda parte del año se convierta en una debacle. El Gobierno tiene sobre la mesa la reclamación de la industria para que renueve el Plan 2000E de incentivos para la adquisición de automóviles, una medida que las empresas consideran imprescindible, sobre todo por la prevista subida de dos puntos en el IVA.

Al actual programa le quedan "apenas dos o tres semanas" antes de que se entre en la fase final del prorrateo, según afirmó el pasado viernes Fitsa, la organización que gestiona las solicitudes de los vendedores. Por ello, las empresas cuentan con una resolución cuanto antes que permita, además, evitar que se anticipen las compras.

"No somos ni optimistas ni pesimistas", aseguró Juan Antonio Sánchez Torres, el presidente de la patronal de los vendedores de vehículos y recambios, Ganvam. "Hay que esperar, porque este asunto no se ha terminado". Fuentes cercanas a la patronal de fabricantes, Anfac, se expresaron en términos parecidos. Un portavoz de una empresa que prefirió no ser identificado recordó que el hecho de que la vicepresidente segunda del Gobierno y ministro de Economía, Elena Salgado, descartase que este asunto se incluyese en el Pacto de Zurbano no es "determinante". El miércoles pasado, el presidente accedió en respuesta al portavoz de CiU, Josep Antoni Duran i Lleida, a incluir la posible prórroga del 2000E en las negociaciones del Pacto de Zurbano. Salgado rechazaba la posibilidad un día después, si bien matizó que el Ejecutivo no abandona "definitivamente" el estudio de la alternativa de renovar este plan de incentivos al automóvil, aunque precisó que sus manifestaciones sobre la cuestión deben ser "absolutamente prudentes".

El viernes, el Partido Popular se alió con la industria del motor y su presidente, Mariano Rajoy, anunció que su formación llevará al Congreso una iniciativa parlamentaria para lograr la prórroga, una propuesta que arrancó el aplauso de la patronal de los concesionarios, Faconauto.

Más de 8.000 despidos si no hay aplazamiento

La organización que representa a los concesionarios oficiales, Faconauto, recordó que si el Gobierno decide no renovar el Plan 2000E, unido al alza de dos puntos en el IVA, se perderían unas 131.000 ventas en el segundo semestre, lo que haría que las diferentes Administraciones públicas dejaran de ingresar 459 millones de euros en impuestos.

En su opinión, esta decisión, además, repercutiría negativamente sobre el empleo, ya que la patronal calcula que sólo en la red de distribución se perderían 8.000 puestos de trabajo en los seis últimos meses del año.

Fitsa, la entidad que gestiona y procesa las ayudas, anunció el viernes que el actual Plan 2000E acumula ya 115.000 operaciones y que, al ritmo actual, apenas le restan "dos o tres semanas" antes de que el programa entre en la fase del prorrateo.