El grupo inversor suizo Giba Holding presenta un proyecto para fabricar coches en Cataluña