La Cepe pide una regulación nacional de las áreas industriales

La Cepe pide una regulación nacional de las áreas industriales

"Campollano no refleja la imagen de los Polígonos españoles porque, al contrario de lo que ocurre con el resto, el de Albacete es líder en infraestructuras y servicios', en colación a esto, desde Cepe apuntaron que estas características desembocan en una mejora de la competitividad y la calidad empresarial, y fomentan también la conciliación de la vida laboral y familiar, así como una mejor salud en el trabajo. Noguera abordó el futuro a partir de un análisis del presente y subrayó que 215.000 empresas tienen su domicilio social en los 5.000 polígonos que hay repartidos por todo el país. Además incidió en que éstas representan el 53% del PIB y aportan el 19% del cómputo total de los empleos de nuestro nación. Como clave de futuro incidió en la importancia de una medida de gestión nacional que evite disparidad de criterios. "En la actualidad conviven los modelos gestionados por Ayuntamiento y sociedades privadas; por eso pedimos que se cree un convenio estable'. Noguera abordó también la dificultad de conseguir esto, y lo hizo basándose en que los programas electorales que los políticos presentaron para concurrir a la pasada cita electoral no contemplaban ningún tipo de mejora o reforma de estos espacios. El responsable de Cepe subrayó que la coordinadora, en la actualidad, trabaja en la creación de una marca de calidad que agrupe a las áreas empresariales de nuestro país; y también en la creación de una plataforma de información sobre áreas empresariales. "Estableceremos un sistema que permita conocer la calidad de las áreas empresariales y para ello contaremos con la participación de organizaciones privadas y entidades públicas vinculadas con este sector'. Gestión El presidente de Cepe apuntó que el principal problema se sitúa en la gestión ya que: "en España el nivel de Polígonos que tienen algún tipo de gestión es escasísimo, tan sólo cuentan con ella el 20% del total', explicó al tiempo que subrayó que a esto se suma el abandono de las administración local y la doble gestión que se genera tras la creación de entidades de gestión ya que cargan de forman directa a las empresas y eximen al municipio de prestar los servicios básicos y fundamentales'. Por su parte, José Eduardo López Espejo, el presidente de la entidad que agrupa a las empresas de Campollano puso en valor el trabajo que realiza Adeca en materia de mantenimiento del Polígono albaceteño. Y aseguró que entre las revindicaciones de la entidad destaca la desaparición de impuestos como el de bienes inmuebles (IBI). "Si no me mantienen no me hagan pagar el IBI', subrayó. El objetivo de estas demandas pasa por mejorar el tejido empresarial y que no haya diferencias notables entre la calidad de vida de empresarios y trabajadores que acudan a trabajar a un Polígono industrial de Madrid, Albacete o Navarra. López Espejo también valoró la comunicación entre los polígonos de Campollano y Romica y los doce puntos de trabajo que se abordarán en el futuro.