Las renovables valencianas llevan al Supremo el recorte de ayudas a la fotovoltaica

Las renovables valencianas llevan al Supremo el recorte de ayudas a la fotovoltaica

Afirman que la decisión del Gobierno limita el desarrollo de energías limpias y no garantiza la viabilidad de plantas La Asociación Valenciana de Empresas del Sector de la Energía (AVAESEN) ha interpuesto un recurso contenciosos–administrativo contra el Real Decreto del Gobierno que modifica la producción de energía eléctrica en régimen especial por considerar que va en contra de la Directiva Europea al poner “trabas al desarrollo de las energías renovables”. Fuentes de AVAESEN informaron ayer a través de un comunicado que con este recurso se quiere “demostrar al Gobierno que el sector de las energías renovables va a defender sus derechos con todos los argumentos y elementos a su alcance”. Los asesores jurídicos de la asociación han señalado que este decreto “supone una vulneración del principio de seguridad jurídica, ya que no se garantiza la rentabilidad de las instalaciones fotovoltaicas”. El objetivo de este recurso es que el Tribunal Supremo decrete “la nulidad de todos aquellos preceptos que violen las normas europeas”. Según AVAESEN si “este litigio prospera beneficiará a todos los titulares de instalaciones fotovoltaicas, con independencia de que hayan recurrido individualmente”. Entre los fundamentos jurídicos en los que Avaesen ha argumentado esta apelación está “la vulneración de derechos que el Real Decreto 1565/2010 introduce respecto a normas anteriores”. En la actualidad AVAESEN, constituida en 2006, cuenta con 170 empresas que emplean a 6.000 trabajadores y tienen una facturación agrupada de 450 millones de euros.