Renault acusa al contraespionaje de filtrar elementos del caso de espionaje

Renault acusa al contraespionaje de filtrar elementos del caso de espionaje

El abogado del fabricante automovilístico francés Renault, Jean Reinhart, acusó hoy a los servicios de contraespionaje de su país de haber filtrado elementos del caso de espionaje industrial que afecta a tres de sus empleados lo que perjudica a la empresa. En declaraciones a la emisora “France Info”, el letrado apuntó la hipótesis de que el contraespionaje francés esté vengándose de la marca del rombo por no haber sido informado con anterioridad de las sospechas de que tres de sus ejecutivos vendías secretos industriales. “Constatamos que la Dirección Central de Información Interior (DCRI, servicios de contraespionaje) está en posición de aportar a la opinión pública elementos que perjudican la calidad de la investigación y la seriedad de lo que hace Renault desde el inicio”, afirmó el letrado. Las manifestaciones del abogado se producen después de que la prensa publicara que los locales de Renault han sido objeto de registros policiales en los últimos días ligados al caso de espionaje. Reinhart señaló que la DCRI entrega informaciones “parciales” a “ciertos medios de comunicación” lo que “provoca perjuicio a la imagen de Renault”. Esas informaciones, publicadas por los medios “sólo pueden proceder de la DCRI”, indicó el abogado. El grupo del rombo está sumido en una investigación por espionaje por la que tres de sus ejecutivos, ligados a la concepción del vehículo eléctrico, han sido despedidos. Los tres acusados niegan los cargos y han anunciado que llevarán a Renault ante los tribunales.